Menu

                 

Agua sí, petróleo también

, la normatividad exige que una suma equivalente al 1% del valor de nuestros proyectos se destine a la conservación de las cuencas , la normatividad exige que una suma equivalente al 1% del valor de nuestros proyectos se destine a la conservación de las cuencas Foto: Archivo Particular

A pesar de los relativamente bajos consumos de agua del sector de hidrocarburos y a pesar de su alto desempeño en materia de tratamiento de las aguas tratadas, este sector es tal vez el más regulado, monitoreado y vigilado del país, tanto por las autoridades ambientales como por las comunidades. Esta situación afortunada ha generado para Ecopetrol los incentivos necesarios para mejorar continuamente  su desempeño en relación con el consumo y el tratamiento del agua. Gracias a esto, los cerca de 400.000 accionistas pueden tener hoy la tranquilad de tener su dinero y su confianza puestas en una empresa que no solo no deteriora los recursos hídricos sino que, por el contrario, contribuye a su restauración. 

A manera de ilustración sobre la regulación y control a la que está sujeta la industria, vale anotar, por ejemplo, que el desarrollo de nuestros proyectos requiere del conocimiento de la dinámica de las aguas subterráneas y superficiales de tal manera que sea posible diseñar las acciones de prevención y mitigación necesarias para asegurar que nuestra actividad  no afecta la disponibilidad de agua para sectores como el agrícola y el doméstico. Nuestros proyectos incluyen programas permanentes de monitoreo de los parámetros de calidad de agua.  Adicionalmente, la normatividad nos exige que una suma equivalente al 1% del valor de nuestros proyectos se destine a la conservación de las cuencas, incluyendo la implementación de proyectos productivos para las comunidades. Estos proyectos deben ser sostenibles y deben contribuir a la generación de ingresos a las familias.

Cada vez parece más claro que la gestión del agua es un asunto territorial, no es asunto que se deba gestionar proyecto por proyecto o municipio por municipio. La gestión territorial del agua es un asunto que requiere de la gestión solidaria de las empresas, el Estado y las comunidades. El compromiso de Ecopetrol es el de contribuir a encontrar caminos y a desarrollar estrategias coordinadas que conduzcan a la conservación de la oferta y la calidad del agua en las regiones.

Para lograr ese propósito, es necesario que las comunidades, las instituciones relevantes de gobierno y las empresas, cuenten con una base de información compartida y suficiente sobre las realidades de la oferta, la demanda y la calidad los recursos hídricos; sobre sus potencialidades y limitaciones. Es sobre esa base de información que se puede sostener un diálogo que conduzca a soluciones equitativas que efectivamente contribuyan a la conservación de los recursos hídricos y al mejoramiento de los niveles de bienestar social.

volver arriba
Bookmakers bonuses with gbetting.co.uk click here