Emergencias en varios municipios del Meta por el invierno

Publicidad

De acuerdo con los pronósticos y reportes que ha generado el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales de Colombia – IDEAM en su boletín técnico N. 187 de 2016, la región de la Orinoquia se encuentra en alerta roja y naranja por aumento del nivel de los ríos Orinoco, Meta, Casanare, Guaviare, Inírida, Arauca y principales afluentes del piedemonte llanero y alerta naranja por deslizamientos de tierra en los departamentos del Casanare y Meta.

Igualmente, hay activa alerta naranja por amenaza moderada de ocurrencia de deslizamientos de tierra detonados por lluvias, localizados en los municipios de Nunchía, Sabanalarga y Yopal, Cubarral, Cumaral, El Calvario, El Castillo, La Macarena, Mesetas, Restrepo, Villavicencio, Vistahermosa, de los departamentos del Casanare y Meta respectivamente.

Teniendo en cuenta lo anterior, la Dirección Territorial Orinoquia de Parques Nacionales Naturales de Colombia en concordancia con el IDEAM, recomienda a todas las entidades del estado presentes en la región, a los Consejos Municipales de Gestión del Riesgo de Desastres, a los Consejos Departamentales de Gestión del Riesgo de Desastres, a los organismos de socorro y a la comunidad en general, mantenerse alerta ante cualquier situación que se pueda presentar frente a las fluctuaciones y variaciones de los niveles de estos ríos, lo anterior con el fin de prevenir afectaciones a la integridad de las personas.

Publicidad

GRANADINOS EXIGEN OBRAS DE MITIGACIÓN

Preocupados se encuentran los pobladores de la zona ribereña del río Ariari sobre el sector de La Cubillera, por las constantes inundaciones que se han presentado en esta zona del Departamento en los últimos días.

Al parecer las obras realizadas por Invias en la margen izquierda de este afluente hídrico en el año 2015 no quedaron bien hechas, así lo asegura José Correa habitante de esta zona, quien además exige que se rehagan las obras y se fortalezca el actual muro, ya que los gaviones que hay están obsoletos.

Sobre las afectaciones que se han generado en el puente que hay sobre el río La Cubillera el ciudadano manifestó que las fuertes corrientes han dañado los muros de contención que protegen los soportes de esta infraestructura y que esto podría ocasionar un desastre de magnitudes mayores.

De igual forma el ciudadano recordó que el río Ariri es uno de los afluentes que se encuentra en alerta roja por creciente súbita, y que esto es un llamado para que el gobierno local y el contratista encargado de ejecutar los trabajos en esta zona, realicen las obras de mitigación que se vienen pidiendo desde hace más de 6 meses.

 

EN LEJANÍAS NECESITAN PUENTE

Otro de los municipios que se ha visto gravemente afectado con el Fenómeno de la Niña es Lejanías, en esta zona del Departamento los productores de diferentes materias primas vienen sufriendo inundaciones y desbordamientos en sus veredas por el desbordamiento sobre la margen izquierda del río Guape.

Al parecer la falta de una infraestructura vial adecuada por donde se puedan transportar de forma apropiada estos productos agrícolas, y los torrenciales aguaceros que se presentan a diario tienen en jaque la economía de los lejanienses.

Pastora Salazar productora de leche de esta zona del Ariari aseguró a PDM que desde hace más de tres años se cayó el puente por donde eran transportados los productos que se producen en más de 15 veredas que se encuentran en la margen izquierda del municipio de Lejanías, sim embargo, aunque hay alerta de inundación en esta y otras municipalidades del Departamento el gobierno local aún no ha brindado una solución adecuada a los requerimientos que hacen los pobladores.

Al parecer la única medida que se tomó fue adecuar un puente peatonal para que los pobladores pudieran  pasar por allí, sin embargo esta medida no da solución a la problemática del puente que colapsó, pues los agricultores y productores de leche no pueden pasar vehículos pesados por este colgante, perjudicando de forma permanente a más de 200 familias que viven de la producción agrícola. 

Publicidad