domingo, 25 de febrero de 2024
Particulares Pico y placa : No aplica

Pacientes a la calle | Editorial


Pacientes a la calle | Editorial 1
RP
Redacción PDM

COMPARTE

La pandemia del Covid-19 ya había puesto en evidencia la fragilidad de la estructura hospitalaria en todo el mundo y por supuesto en el departamento del Meta, al punto que tocó habilitar parqueaderos y clínicas ya cerradas para atender a los pacientes.

Los sistemas de salud se vieron visto desbordados y los hospitales tuvieron y tienen serias dificultades para enfrentar la demanda masiva de atención médica. Esta crisis ha dejado al descubierto las deficiencias y debilidades de los sistemas de salud en general, así como la necesidad urgente de fortalecer la infraestructura hospitalaria.

Durante el temblor de ayer jueves, de magnitud 6.1, fue impresionante cómo tuvieron que evacuar algunos centros asistenciales de Villavicencio. Ver cómo atendían a los pacientes en plena calle recordó escenas de grandes tragedias por fenómenos naturales.

Entendemos que fue una medida preventiva ante las réplicas, pero en teoría las edificaciones de clínicas y hospitales deben ser áreas seguras o al menos más que una residencia común. Por fortuna el temblor ocurrió de día, no había lluvia y el número de pacientes era posible sacarlo a la calle.

Por lo visto el jueves, parece que las clínicas no cuentan con camas, equipos, infraestructuras adecuadas o personal suficiente para hacer frente a un fenómeno natural de gran magnitud. Estos problemas dificultan aún más la atención a los pacientes y ponen en peligro sus vidas.

Los hospitales no reciben suficiente financiamiento, lo que se traduce en la falta de recursos y en instalaciones obsoletas, algo que no se ve de manera clara cómo resolvería la Reforma a la Salud que propone el gobierno de Gustavo Petro.

Esto resulta en una atención limitada y de baja calidad. La inversión en infraestructura y recursos debe ser una prioridad para garantizar que los hospitales cuenten con las condiciones adecuadas para funcionar de manera eficiente y brindar una atención de calidad a los pacientes, sobre todo de cara a una emergencia masiva como hubiera sido el movimiento telúrico del jueves.

Los centros médicos se ven abrumados por la demanda no solo de pacientes con enfermedades infecciosas, sino también por aquellos con enfermedades crónicas o emergencias médicas. No queremos imaginar el impacte que tendría algo más grave.

En conclusión, la fragilidad de la estructura hospitalaria es un problema que debe ser abordado con urgencia. Es necesario invertir en recursos y fortalecer la infraestructura para garantizar que los hospitales puedan responder de manera efectiva a las necesidades de la población, especialmente en momentos de crisis como el que vivimos esta semana.

Entérese de toda la información a través del Fan Page de Periódico del Meta

Periódico del Meta en Twitter


RP
Redacción PDM

Periódico del Meta realiza una reserva expresa de las reproducciones y usos de las obras y otras prestaciones accesibles desde este sitio web a medios de lectura mecánica u otros medios que resulten adecuados a tal fin. Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.


Entérese de toda la información


Conéctese a nuestras redes sociales