Bioenergy, otra vez

Luego de un escándalo que prometía estallarles en las manos a los directivos de Bioenergy por los supuestos sobrecostos en la construcción de la planta de etanol de Puerto López, similar al de Reficar en Cartagena, la misma empresa decidió acelerar la puesta en funcionamiento de esta moderna fábrica de alcohol carburante.

La semana pasada su gerente, Rafael Pittaluga, anunció que antes de finalizar el año los llaneros podremos ver el primer litro de etanol producido en esta tierra. Aunque no es la primera vez que anuncian la puesta en marcha de la producción, de hecho se suponía que en el primer semestre de este año debería estar ya funcionando y antes desde 2014 haber terminado, esta vez hay más razones para creer que sí es inminente el inicio de su producción.

Bioenergy anunció que el pasado 19 de octubre se llevaron a cabo las primeras pruebas de la molienda, que es el primer paso, “en el cual cinco molinos pican la caña para separar el jugo del bagazo”. De acuerdo a lo reportado por la empresa, de propiedad en su mayor parte de Ecopetrol, a la fecha se han molido alrededor de 1.000 toneladas de caña. Una vez la planta esté en plena capacidad de producción requerirá la molienda diaria de 6.800 toneladas, advirtieron los directivos.

Pero tal vez la más importante razón para acelerar la puesta en funcionamiento de las calderas en Puerto López fue el informe que publicó la Contraloría General y que concluye que el daño fiscal de Reficar fue de 8,5 billones de pesos. La estatal petrolera no podría resistir un nuevo dolor de cabeza en otro proyecto del cual es socio y que empezó costando 344 millones de dólares y terminó valiendo  alrededor de 750 millones de dólares.

Más allá de las polémicas y las explicaciones que tendrán que dar por los atrasos en la obra y el dudoso contrato con los españoles de Isolux-Corsán, quienes literalmente dejaron tirado el proyecto, para el Meta siempre será una buena noticia que una empresa entre en funcionamiento. Es generación de empleo porque ya han pasado por la compañía más de 4.000 empleados; inversión, toda vez que Bioenergy ha asegurado que se han invertido 16.000 millones de pesos y sin duda dinamizará la economía de toda la región.

Ojalá, pues, que esta vez sea cierto que arranca Bioenergy. En medio del bajonazo de nuestra economía, será vital el aporte que haga al desarrollo.