Por deslizamiento de tierra, cierres en algunos puntos de la vía al Llano

Foto: vía Bogotá-Villavicencio

Los fuertes aguaceros registrados en horas de la madrugada  y en la mañana de este miércoles,  ocasionaron  desprendimiento de piedra y lodo en los kilómetros  58+000  64+200 (sitios críticos de la carretera Bogotá-Villavicencio), lo que ha llevado al concesionario y a las autoridades de la zona a implementar el Plan de Atención de Emergencias  en  el carreteable,   y a realizar cierres  en el peaje Pipiral, el peaje Naranjal y los kilómetros 82+500, 35+000 y 29+000 respectivamente.

Los conductores que transiten por la vía,  deben atender y acatar las instrucciones del personal y de la Policía de Tránsito y Transporte, quienes son los encargados de controlar el tráfico, una vez ha sido habilitado con pasos alternos, luego de verificar las condiciones de seguridad y clima. No obstante, el riesgo continúa. ¡Conduzca con precaución! 

Publicidad