¿Sabe la diferencia entre abuso, asalto sexual y acceso carnal violento?

Las mujeres son las más victimizadas por la violencia sexual con un 81,8% para 2017, según Medicina Legal. Archivo.

Por: El Espectador

Aunque parezca que significan lo mismo, es muy importante conocer la diferencia y ayudar a su prevención, especialmente en casos en donde las víctimas son menores de edad.

La Organización Mundial de la Salud define la violencia sexual como “todo acto sexual, la tentativa de consumar un acto sexual, los comentarios o insinuaciones sexuales no deseados, o las acciones para comercializar o utilizar de cualquier otro modo la sexualidad de una persona mediante coacción por otra persona, independientemente de la relación de ésta con la víctima, en cualquier ámbito, incluidos el hogar y el lugar de trabajo”. Sin embargo, existen varios tipos de violencia sexual que es importante tener en cuenta en la vida cotidiana para poder iniciar acciones preventivas.

Un abuso sexual es cuando un individuo, dentro de una relación de poder, intenta someter a otro para obtener una gratificación sexual. En este tipo de violencia quien tiene el poder puede ser algún miembro de la familia; en el ámbito laborar algún superior o jefe o en caso de relaciones sentimentales, el agresor puede ser la misma pareja. Un abuso sexual no lleva implícita la fuerza, sino que logra la agresión a través de engaños, chantajes, sobornos o amenazas a la víctima.

Es importante tener en cuenta que en el abuso sexual existen varias fases, según el libro “Protegiendo los derechos de nuestros niños y niñas” de la Fundación de la Familia y el Ministerio de Justicia de Chile:

  • Fase de seducción
  • Fase de interacción sexual abusiva
  • Fase del secreto
  • Fase de divulgación
  • Fase represiva

De acuerdo con Fideligno Pardo Sierra, profesional especializado forense de Medicina Legal, el abuso sexual, la mayoría de veces, es cometida por una persona conocida, por lo que es importante tener en cuenta algunas señales de alerta, especialmente en niños.

Por otra parte, el acceso carnal violento esta descrito como cualquier tipo de penetración  del órgano sexual u otro objeto por cualquier parte del cuerpo humano. Tal delito tiene penas que van desde los 12 hasta los 20 años de prisión, según la Ley 1238 de 2008. Sin embargo, estas penas pueden tener algunos agravantes como que participen dos o más personas o que el agresor este en una posición o cargo que le de autoridad.

Finalmente, el asalto sexual es un tipo de violencia que se hace por única vez y por un desconocido. Para la mayoría de personas es lo que se conoce como una violación. Aquí también existen algunas fases que diferencian el asalto sexual del abuso sexual:

  • Existe uso de fuerza y amenazas
  • Se revela con mayor frecuencia y en un tiempo menor
  • Existe un impacto diverso, es decir, no todas las personas reaccionan igual

Es muy importante que si usted es víctima de algún tipo de violencia sexual, denuncie. Lo puede hacer ante cualquier tipo de policía judicial o en cualquier sede de la Fiscalía cercana a su residencia. Para el caso de menores de 14 años también puede hacerlo en el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. Si es violencia intrafamiliar puede acercarse a cualquier Comisaria de Familia.