Sigue ola de crímenes en Puerto Concordia, sur del Meta

Un nuevo crimen sacudió la noche del jueves el casco urbano de Puerto Concordia (Meta) cuando fue asesinado un hombre de unos 40 años de edad.
Esta vez el crimen se presentó cerca al muelle a orillas del río Guaviare, cuando sujetos dispararon contra la humanidad de su víctima emprendiendo la huída en motocicleta, de acuerdo a algunas versiones de los vecinos del sector.
La situación de orden público en este pequeño municipio del sur del departamento es crítica, pues es el sexto crimen que se presenta este año (uno en enero, tres en febrero, uno en marzo y hasta ahora uno más en abril).
Las autoridades han informado que algunos de los crímenes podrían haberse causado por ajustes de cuentas entre bandas dedicadas al narcotráfico.
“No descartamos que detrás de estas muertes estén las bandas disidentes de las Farc que quieren mantener el control del negocio del cultivo y comercio de la coca en la zona”, dijo una fuente de la Policía a periodicodelmeta.com
Lo cierto es que ya el tema está tomando visos cada vez Mas preocupantes entre la autoridades quienes ven cómo después de los acuerdos de paz, lejos de tranquilizar esta conflictiva zona, ha empeorado el orden público.
Puerto Concordia es un sitio estratégico pues además de quedar cerca por río y tierra a San José, la capital del Guaviare, el afluente que lleva el mismo nombre es esencial para el transporte de la droga a diferentes sitios de la Orinoquia que conecta con distintas rutas de comercio en el Meta y otros departamentos.

Tal vez le interesa leer: https://periodicodelmeta.com/autoridades-reforzaran-la-seguridad-en-el-municipio-de-puerto-concordia/

En Consejo Extraordinario departamental de Seguridad recientemente se
adoptaron medidas especiales de seguridad, para este municipio pero al parecer fueron insuficientes.

“Llevamos casi cuatro semanas con homicidios. Le exigimos a la Fuerza Pública para que así como combatió a las Farc ahora combata a estos grupos que están generando intranquilidad en la region”, dijo la gobernadora del Meta, Marcela Amaya, quien reiteró el apoyo a la Policía y al Ejército para lo que esté en sus manos ayudar en esta nueva lucha.

“No hemos escatimado esfuerzos para perseguir a estos delincuentes”, añadió la mandataria departamental.

A los grupos de disidentes de las Farc se suma ahora la posible presencia de integrantes del Eln que han llegado desde Norte de Santander a disputarse la zona Iara también tener parte de la tajada del narcotráfico. Esto desestabilizaría mas una región caracterizada por la guerra frontal entre grupos ilegales que se ha vivido en su territorio en las últimas dos décadas.