El respeto también es para los animales

En el departamento del Meta muchas personas que han hecho parte de grupos armados ilegales están buscando la manera de reintegrarse a la vida civil mientras el Gobierno colombiano adelanta diálogos de paz para buscarle una salida al conflicto armado.
Una de las formas de reintegrarse es a través de acciones de servicio social lideradas por la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR) en procura de generar espacios de reconciliación entre las personas desmovilizadas y las comunidades.
Desde el inicio del 2016 la ACR, grupo territorial Meta-Orinoquia, incluyó dentro del componente de servicio social un proyecto que vela por el bienestar de los animales abandonados en Villavicencio, garantizándoles una mejor calidad de vida dentro de un ambiente de cuidado y amor.
“Al igual que los seres humanos los animales también merecen una mejor vida, muchos de los perritos que están aquí han sido golpeados, heridos, mutilados y abandonados, pero gracias a la fundación Paticas Fieles, y al trabajo de todos estamos haciendo la diferencia”, expresó Overley Gaitán, persona en proceso de reintegración. 
Paticas Fieles, fundación con la cual la ACR efectúa el proyecto ‘Patitas’, se gestó en la mente de Yeimy Soler, una mujer protectora de los animales y luchadora incansable del bienestar de quienes no pueden hablar. “Hace dos años encontramos a un perrito llamado Gamín en la terminal de transporte de Villavicencio y no pudimos ser indiferentes al dolor y sufrimiento que reflejaba su cara, desde ahí me propuse ayudarlo a él y a todos los animales que pudiera”, dice Yeimy.
Mantener un lugar para alojar a los más de 30 animales que hoy son cuesta tiempo, dinero y esfuerzo, por eso gracias a un trabajo mancomunado con la ACR el hogar para estos animales tiene otra mirada. Las personas en proceso de reintegración ayudan a fortalecer el crecimiento de la fundación con un servicio social que incluye bañar a los animales, alimentarlos, instalar encerramientos, pisos y divisiones para cada albergue. “El objetivo es que se construya un espacio de reconciliación entre la comunidad y los desmovilizados a través de acciones que mejoren la calidad de vida de los seres vivos”, dijo Álvaro Guzmán, enlace comunitario de la ACR, grupo territorial Meta-Orinoquia.
 
Actualmente más de cuatro proyectos de recuperación ambiental y recreación; arte, cultura y deporte se adelantan en Villavicencio con participantes en proceso de reintegración, quienes juegan el papel más importante pues son los encargados de dar un aporte para que las comunidades mejoren sus vidas.