Rojo, amarillo y verde, los códigos del daño en Villavicencio

Este jueves, Felipe Harman, alcalde electo de Villavicencio, presentó el ‘libro blanco’ de Villavicencio, un detallado informe que da cuenta de cómo recibió la administración entrante el municipio, tras de realizar el proceso de empalme con la administración saliente.
Durante la presentación, el alcalde electo señaló que durante el proceso de empalme se dificultó la revisión de algunos temas, ya que la administración saliente no suministró información relacionada con la contratación del municipio, soportes de estudio de la Secretaría de Competitividad, documentos relacionados con la revisión excepcional del Plan de Ordenamiento Territorial (POT), que adelanta la Universidad Nacional, documentaciones sobre los contratos de Sertravi, Zonas Azules y la concesión de Patios y Grúas, así como pasivos pensionales del municipio, entre otros temas que destacó Harman.
De igual forma, el alcalde electo informó que el proceso de empalme con la Terminal de Transportes de Villavicencio, no se culminó por “resistencia” del gerente de la entidad, Alcides Socarrás.
“De esto dejaremos constancia en el acta final de la comisión de empalme que va a tener como responsables a Jacobo Matus, secretario privado de la alcaldía y a Jhon Jairo Rey, coordinador de empalme de la administración entrante”, precisó el alcalde electo.
No obstante, Harman dijo que así como se presentaron dificultades con algunas dependencias, en otras la información fue precisa, concisa y permitió adelantar el proceso de empalme sin problema alguno.
A su vez, señaló que con el objetivo de dejar constancia de cómo está el municipio en algunos temas relacionados con contratación, seguridad y economía, y hacer claridad de los mismos a la ciudadanía, se clasificó en un semáforo la información.
En rojo quedaron los asuntos críticos, que a criterio del alcalde electo, se deben intervenir con prontitud. En este sentido, la ausencia de clubes deportivos y promotores en el área rural de la ciudad, el funcionamiento las 24 horas de los centros de salud en Villavicencio, la privatización de la Terminal de Transporte de la capital del Meta, la revisión excepcional del POT, la falta de actualización catastral, la falta de mantenimiento del dique del río Guatiquia, y el banco de tierras del municipio, ya que se agotó la tierra que tiene el municipio, solo quedan 39 hectáreas en el suelo urbano.
En amarillo, quedaron algunos elementos que se deben potenciar en la capital del Meta, como el Clúster de Turismo de Villavicencio, el cual hay que articularlo y fortalecer, según Harman. El sistema de bicicletas públicas de Villavicencio, que tiene que mejorarse y articularse, ya que el 5 % de los ciudadanos de Villavicencio se movilizan en cicla en la capital del Meta. También, el centro de empleo del municipio, que se debe articular, al igual que los centros de atención al ciudadano.
En verde, quedó el fortalecimiento de la banda Santa Cecilia, el apoyo a las minorías étnicas, para el realce cultural, la Política Pública local de deporte y recreación, los programas y convenios de seguridad vial, que han sido efectivos; la casa de la mujer, y el programa de la excelencia al docente.
Para finalizar, Harman dijo que teniendo en cuenta esta clasificación , su gobierno estará plagados de retos, los cuales se irán superando en el camino, y se harán con transparencia.