Torneo Internacional del Joropo llega a sus 50 años

El gobierno departamental presentó ante medios de comunicación la versión número 50 del Torneo Internacional del Joropo, homenaje al maestro Miguel Ángel Martín: compositor, músico, poeta, fundador del evento en el año 1965 que buscaba unir y resaltar la cultura de los llanos de Colombia y Venezuela.

Haciendo énfasis en el lanzamiento oficial del Torneo el próximo 30 de mayo en el Teatro Julio Mario Santo Domingo en Bogotá  a las siete de noche, la gobernadora Marcela Amaya invitó a todos los presentes a correr la voz y resaltó la importancia de ese escenario para ampliar la convocatoria al   evento “debe ser un excelente indicador que nos permita generar la mayor de las movilizaciones desde todos los rincones del país para que Colombia venga a Villavicencio, a la gran fiesta del joropo” puntualizó la Gobernadora del Meta.

La entrada al lugar con capacidad para 1.300 personas será gratuita, con reservación previa. Este lanzamiento a nivel nacional contará con las presentaciones del Cholo Valderrama, Walter Silva y Jhon Onofre, además del Show folclórico a cargo de la Corporación Danzar basado en la historia musical del maestro Miguel Ángel Martín.

En este lanzamiento se revelarán todo lo programado para lo que será el Torneo Internacional del Joropo sueño y obra de Miguel Ángel Martín.

En la presentación a medios de comunicación,  la organización del evento desveló la imagen de la edición 50 del Torneo Internacional del Joropo. “Es el escudo con el que arrancaron las primeras versiones del Torneo y enaltecemos la imagen de su creador, buscamos una idea sencilla pero poderosa y era vestir a su majestad el joropo con todo el brillo del oro, una idea sencilla, sin pretensiones, pero cargada de contenido,  al ver la pareja danzar no sólo vemos el brillo del metal, vemos el brillo de una cultura, un camino arduo de 50 versiones, es un brillo que llena de orgullo a su creador Miguel Ángel,  además está en sus bodas de oro”, afirmó Julián Romero Diseñador Gráfico.

Por tratarse de los 50 años del evento que resalta la música y el baile del joropo, Walter Silva fue el cantautor elegido para crear su himno, el cual fue presentado con el nombre “El cantor de mi tierra”  que bajo tonadas de arpa, cuatro y maracas, narra la historia del gestor de la fiesta musical más importante de los Llanos Colombovenezolanos.

“ Es una responsabilidad inmensa, muy delicada, muy respetuosa, ahí es cuando se debe tener los pies en la tierra para no cometer algún desacuerdo, intentamos hacer lo posible con el mensaje que queríamos dar, y es que hubo una personas soñadora que creyó en que la música llanera un día tuviera los tiempos que estamos viviendo,  los cantantes que estamos, las posturas que tenemos” , manifestó Walter Silva.

A 70 días del inicio de la fiesta cultural, la Gobernadora del Meta anunció el avance de las obras que se llevan a cabo en el Parque Malocas y su coliseo por razón de las bodas de oro del Torneo, con una inversión de 7.650 millones de pesos, recursos propios del Instituto de Turismo para ampliar y reformar este escenario que tendrá capacidad para albergar a 11.000 personas, con el objetivo de ofrecer mayor confort a los asistentes, los concursantes y los artistas invitados.

Ante los importantes anuncios, Nancy Castañeda esposa de Miguel Ángel Martín ofreció unas emotivas palabras, “ hay momentos en el que el corazón no sabe resistir tanta emoción como la que me acompaña en el día de hoy en esta celebración de los 50 años del Torneo Internacional del Joropo, con un profundo agradecimiento y gratitud por este homenaje póstumo al maestro Miguel Ángel Martín, quien fuera su gestor y creador de este certamen que ha permitido que nos conociéramos tanto colombianos como venezolanos amantes de la cultura y el folclor…”. Expresó.

Desde el 28 de junio al 2 de julio Villavicencio será sede de la cultura llanera.  Cantantes, poetas, bailarines, copleros y músicos, se congregarán para celebrar tradiciones que hoy día se enaltecen en una fiesta que desde hace 50 años une los Llanos al ritmo del joropo.