Colombia es el país que más víctimas ha reparado: Santos, en posesión Jara

​Colombia es el país que más víctimas ha reparado en la historia de la humanidad, lo que es reconocido por el mundo como algo excepcional en la resolución de los conflictos armados y es trascendental en su propósito de conseguir la paz definitiva, dijo este jueves el Presidente Juan Manuel Santos.

El Primer Mandatario posesionó en este municipio del Meta a tres funcionarios de alto rango que serán claves para la etapa de pos conflicto: Alan Jara, como director de la Unidad de Víctimas; Paula Gaviria como Consejera Presidencial para los Derechos Humanos; y Sergio Bueno como director para la Acción Integral contra Minas Antipersonal.

“Hoy Paula Gaviria le entrega a Alan Jara una Unidad de Víctimas con unos resultados que el mundo entero está señalando como algo excepcional en la historia. Ningún país en la historia de este planeta ha reparado a tantas víctimas como esta Unidad de Víctimas, como este Gobierno, como éste país”, indicó el Jefe del Estado.

El país ha reparado a más de 600.000 víctimas de manera individual, por 3,6 billones de pesos, de las cuales 360.000 han entrado al programa de acompañamiento en la inversión de sus recursos, y cerca de 5.000 jóvenes víctimas han sido becados y se encuentran estudiando en universidades del país.

Ocho millones de víctimas

El Primer Mandatario dijo que el país que más ha reparado víctimas no alcanza ni el 20 por ciento de la cifra lograda por Colombia.

Igualmente, se creó el Sistema Nacional para la Atención y Reparación Integral a las Víctimas y un Registro Único con unos 8 millones de personas, de las cuales 6,2 millones son hoy sujeto de atención y reparación.

De la misma forma, más de 300 sujetos colectivos avanzan en su etapa de reparación, de los cuales 118 ya tienen 2 medidas de reparación implementadas. 

Colombia es el único país que repara víctimas que están en el exterior, con casi 9.000 totalmente reconocidas.

Los retos para el 2018 son los de alcanzar más de 950.000 víctimas adicionales reparadas de manera individual, con 210 reparaciones de sujetos colectivos.

Víctimas, el centro de la solución

“¿Por qué decidimos dar ese paso? Porque desde que comenzamos a pensar en cómo terminar esta guerra, este conflicto armado, las víctimas aparecían por todos lados. Y yo pensaba que si queríamos una verdadera paz, estable y duradera, necesitábamos reconocer a las víctimas y que ellas se sintieran parte del proceso y que se sintieran satisfechas después de que el proceso hubiera terminado en cuanto a que hubiesen sido reconocidos sus derechos”, indicó el Primer Mandatario.

Agregó que desde cuando se diseñó el proceso, se puso a las víctimas en el centro de la solución del conflicto, siendo el primer país que lo hace.

“Si las víctimas se sienten satisfechas, reconocidas, ese proceso va a ser duradero porque se logran cicatrizar las heridas y convertir el odio y la sed de venganza en un aprendizaje de reconciliación”, puntualizó.

 
Unirse al proceso de paz
Una invitación a sumarse al ‘tren de la paz’ extendió este jueves el Presidente Juan Manuel Santos a quienes se oponen a las negociaciones que se cumplen en La Habana entre el Gobierno Nacional y las Farc. 

Así lo hizo el Jefe del Estado durante el acto de posesión del Director de la Unidad de Víctimas, Alan Jara; la Alta Consejera para los Derechos Humanos, Paula Gaviria, y el Director para la Acción Integral contra Minas Antipersonales, Sergio Bueno. 

“Les digo a estos opositores: la mano tendida siempre, bienvenidos siempre para sumarse a este tren de la paz”, afirmó el Mandatario. 

“El tren tendrá siempre las puertas abiertas para que se sumen a este gran proceso”, agregó el Jefe del Estado. 

No obstante, el Presidente Santos lamentó que los detractores del proceso de paz sigan tejiendo versiones alrededor de las negociaciones que se llevan a cabo en la capital cubana. 

“Dejar que los opositores de esta paz sigan elucubrando y sigan inventándose razones para no subirse al tren”, pidió. 

El Jefe del Estado aseveró que aquellos que están en contra del proceso de La Habana carecen de argumentos y trajo a colación las afirmaciones de la oposición respecto a la aprobación del acto legislativo para la paz.

“Ya no encuentran argumentos. El que escuché hace dos días que es que estábamos dando un golpe de Estado con lo que ayer se aprobó. ¡Por Dios! Un golpe de Estado cuando se acepta un procedimiento donde está involucrado el Congreso de la República, la Corte Constitucional, y más importante aún, el pueblo colombiano. ¿Cuál golpe de Estado?”, insistió.

En esa medida, el Presidente Juan Manuel Santos explicó que por el contrario, el acto legislativo para la paz es una decisión “bien protegida desde el punto de vista democrático y constitucional”. 

Así mismo, el Jefe del Estado rechazó que algunos integrantes de la oposición lo hayan acusado de ser integrante de las Farc. 

“Ayer escuchaba a algunos miembros de la oposición diciendo: ‘es que el Presidente y su hermano pertenecen a las Farc, son miembros de las Farc, son agentes del comunismo’. Yo me reía y decía: si ya están llegando a esos extremos, es que están realmente desesperados”, comentó el Presidente.

Finalmente, al dirigirse a los críticos del proceso de paz, el Presidente Santos puntualizó: “Pero no se desesperen, más bien súbanse al tren, súbanse al tren,  que aquí serán bienvenidos porque entre más unidos estemos los colombianos construyendo la paz, más lejos vamos a llegar”.