Cormacarena alista recorte presupuestal

Con la actual recesión económica, todos los sectores se verán afectados y el de las corporaciones ambientales no serán la excepción. Cormacarena ya sintió el primer recorte del 30 por ciento con el giro que debe hacer la alcaldía de Villavicencio por concepto del recaudo de predial, una de las fuentes de financiación de la autoridad ambiental.

A propósito de la presentación del Plan de Acción ‘Somos vida, somos Meta’ 2020-2023, que recoge los objetivos a ejecutar en los siguientes cuatro años, el director General de Cormacarena, Andrés Felipe García Céspedes, explicó que se hizo un análisis financiero en el que se proyecta un reajuste financiero de más de 5.000 millones de pesos para el 2020.

“Estos recortes afectarán actividades esenciales en el territorio pero por las consecuencias de la pandemia no se podrán realizar al no haber presupuesto. Por ejemplo, obras como colectores que evitan que aguas negras lleguen a ríos y quebradas se verán disminuidas notablemente”, dijo el director de Cormacarena.

Lea también: Plan ambiental de largo plazo

Normalmente la corporación se nutre financieramente de un aporte del sector eléctrico, el recaudo de la sobretasa ambiental, visitas técnicas del sector productivo y  los cobros por tasa retributiva y uso de agua.

 El plan de acción es una hoja de ruta que tiene cerca de 65 actividades específicas en las que se menciona, por ejemplo, lo que será en adelante el manejo de residuos peligrosos; manejo de llantas; protección medio ambiental y los indicadores y recursos asignados para el cumplimiento de las metas.

Entérese de toda la información a través del Fan Page de Periódico del Meta

Periódico del Meta en Twitter