Meta y Villavicencio, muy mal en el índice «de modernidad» de Planeación Nacional

Nuevamente Villavicencio aparece relegada de las demás ciudades en índices de planeación.

Una discreta posición 22 entre 32 ciudades capitales de Colombia ocupó Villavicencio en el Índice de Ciudades Modernas (ICM) 2019, realizado por el Departamento Nacional de Planeación (DNP).

Bogotá ocupó el primer lugar con 68 puntos, seguida de Medellín con 62, luego estuvieron Manizales y Tunja, con 61 puntos cada una, y la capital del Meta obtuvo apenas 41 puntos en el ranking, por debajo de ciudades como Neiva y Florencia que registraron las mayores evoluciones durante el periodo 2014-2018 y llegaron a 52 y 43 puntos respectivamente.

Indice de Ciudades Modernas, según la medición del DNP.

Recientemente también se había conocido el índice de competitividad nacional en el que Villavicencio aparece en posiciones relegadas, muy lejos  de las demás capitales de Colombia.

Lea aquí: Villavicencio, en el puesto 17 del Índice de Competitividad de Ciudades 2020

El Índice de Ciudades Modernas está alineado con la agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS): 27 de los 36 indicadores que incluye la medición le apuntan al seguimiento de dichos objetivos y es calculado cada dos años por el DNP.

El ICM es una medición del desarrollo integral de las ciudades en seis dimensiones: (1) equidad e inclusión social; (2) ciencia, tecnología e innovación; (3) productividad, competitividad y complementariedad; (4) seguridad; (5) gobernanza, participación e instituciones, y (6) sostenibilidad.

“Es un índice que permite entender a las ciudades como centros de aglomeración de generación de crecimiento y oportunidades pero donde debemos tener mediciones integrales y objetivas frente a las dimensiones ya mencionadas. Es una herramienta para que mandatarios locales, sector privado y sociedad puedan monitorear el estado de nuestras ciudades y ver los retos inmediatos que tenemos”, dijo Daniel Gómez, subdirector Sectorial del DNP.

El análisis por aglomeraciones urbanas permite reconocer las relaciones funcionales en los territorios, más allá de los límites administrativos, pero está medido también por la capacidad de generar riqueza, por lo que el ingreso per capita es uno de los elementos más destacados a la hora de medición.

Le interesa leer: ‘Pandemia no es excusa para la competitividad’, dice el secretario de Competitvidad de Villavicencio

En los resultados agrupados por departamentos, el Meta también sale mal librado: Atlántico ocupa el primer lugar con 55 puntos, seguido de Risaralda, Santander y Antioquia con 52 puntos cada uno y nuestro territorio aparece también en la posición 22 entre 32 departamentos y 39 puntos en el ranking.

Los vecinos: Casanare, ocupó el puesto 19, con 40 puntos; Guaviare es 28, con 34 puntos y Vichada último con 31.

Este es el ranking, por departamentos. Meta también sale mal librado.