lunes, 22 de abril de 2024
Particulares Pico y placa Lunes 9 y 0

Tierra prometida | Opinión


Tierra prometida | Opinión 1
Mario Romero

COMPARTE

Más allá de los cambios de gobiernos y las expectativas que generan, se abre paso el eje central del ejercicio de administración pública: la formulación de los Planes de Desarrollo Territoriales.  

Estos documentos son fundamentales en la política pues más allá de un mandato legal, deben ser guías para el progreso, la hoja de ruta para cuatro años. Sin embargo, en la realidad a menudo se desvían del ideal. El gobierno que inicia representa esperanza y defraudar ese sentimiento popular, solo profundiza la división entre el ciudadano y el Estado.

El concepto de los planes de desarrollo es muy importante: delinean estrategias y asignan recursos para alcanzar objetivos sociales, superar la pobreza, generar empleo, garantizar agua y lograr una ciudad que recupere la seguridad. Estos planes, en su esencia misma, son mapas hacia una tierra prometida, una donde el desarrollo territorial es efectivo, una guía para transitar, lo que no quede en el Plan, no es prioridad para los gobernantes.

El gobierno del presidente, Gustavo Petro, deja su impronta en este proceso, a través de la línea para la formulación de los Planes de Desarrollo Territorial determinada por el Sistema de Planeación Territorial dado por el DNP.

Formular un Plan de Desarrollo Territorial es un reto.Conciliar interés, responder a necesidades, es un marco de trabajo arduo y el primer gran logro del gobierno, no obstante, surge una crítica fundamental: la falta masiva de participación en la elaboración de estos instrumentos. Lograr una amplia participación garantiza que la democracia se fortalezca con inclusión y deliberación pública.

Cuando se excluye a los ciudadanos del proceso de planificación, existe el riesgo de que los planes de desarrollo se conviertan en visiones unilaterales y desconectadas de las necesidades de la gente. Es crucial que estos planes no solo sean meros documentos con intenciones, deben serauténticos contratos sociales construidos a través de la voz del ciudadano. Después de todo, la tierra prometida debe ser un destino común.


Mario Romero

Periódico del Meta realiza una reserva expresa de las reproducciones y usos de las obras y otras prestaciones accesibles desde este sitio web a medios de lectura mecánica u otros medios que resulten adecuados a tal fin. Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.


Entérese de toda la información


Conéctese a nuestras redes sociales