Contraloría confirma manejo ineficiente de dinero en CCV

Un informe conocido por Periódico del Meta, y que ya reposa en el despacho de Marly Paola Trujillo Riveros, actual presidente Ejecutive (e.), da cuenta en detalle de gastos no permitidos, contratos suscritos con pagos adicionales en alojamientos, tiquetes aéreos para acompañantes de asesores de la Presidencia, entre otros gastos suntuosos.

El documento explica que tras la auditoría se establecieron 40 hallazgos administrativos, de los cuales 11 tienen presunta connotación fiscal, 28 tienen presunta incidencia disciplinaria, cinco presunto alcance penal, y dos Indagaciones preliminares, los cuales serán trasladados para su trámite a la instancia competente. En total, los hallazgos fiscales superan los 553 millones de pesos.

El ente de control comparó los estados financieros de las vigencias 2018 y 2019 para establecer el comportamiento de gasto presupuestal y pagos a la deuda de la CCV, hallando perlas como esta:

“En la vigencia 2018, el contratista constructor del piso 6 y 7, inició proceso ejecutivo contra la CCV por falta de pago de algunas facturas, logrando que el juzgado emitiera mandamiento de pago con medida cautelar de embargo a todas las cuentas bancarias generando un traumatismo financiero general para la entidad”, dice la Contraloría
en su informe.

Le puede interesar: Contraloría confirma manejo ineficiente de recursos en la CCV (I)

Además menciona el hecho de que tras la terminación de la construcción de estos dos pisos, se observa que la inversión realizada por valor de 6.596 millones de pesos, no ha tenido ningún tipo de retorno en beneficio de la CCV, en especial el piso seis, “constituyéndose en un activo ocioso”.

Otra de las perlas que halló el ente de control es que la CCV suscribió los Convenio 01 y 03 de 2019 con Invest In Orinoquía SAS, para actividades de desarrollo regional, “obteniendo unos entregables que no cumplen con el objetivo de los convenios”.

Este acuerdo involucró a la Alcaldía de Villavicencio y con el mismo se pretendía buscar inversión extranjera en el Meta, pero nunca se conocieron resultados concretos de las gestiones para lograr ese objetivo.

Falta de control

En esta primera parte del informe, la Contraloría concluye que “el manejo de los recursos públicos por parte de la CCV desconoció los principios de la gestión fiscal enmarcados dentro de la eficiencia, la eficacia, la economía y la equidad, previstos dentro de nuestro ordenamientos constitucional”.

Y agrega que “durante el periodo enero a julio de 2019, no se realizó debidamente el seguimiento y control del presupuesto, tal como lo determina el manual de presupuesto (…)”.

Así mismo en el Convenio 06 de 2019 se dispuso la entrega de un bien público (Oficina quinto (5) piso sede principal de la CCV) de manera gratuita. En el Contrato 030 de 2019, se evidenció que la CCV realizó pagos al contratista sin reunir uno de los requisitos fundamentales. En el Contrato 048 de 2019, se realizó un pago con cargo a recursos públicos por capacitaciones no efectivamente dictadas.

También lea: ‘La Cámara hoy es más frágil que cuando entré’: Mauricio Vega

Con cargo a recursos públicos la CCV realizó erogaciones de orden privado como en el caso de los gastos de representación pagados a miembros de la Junta Directiva, revisor fiscal, cuotas de sostenimiento gremiales y arrendamiento de la oficina sede centro.

La CGR considera que en desarrollo de la auditoría financiera, se obtuvo evidencia suficiente, así como la información suministrada por la Cámara de Comercio, las cuales proporcionan una base razonable para emitir las opiniones y conceptos contenidos en el presente informe.

La Cámara deberá presentar un plan de mejoramiento, a través del Sistema de Rendición de Cuentas e Informes (SIRECI), dentro de los 15 días hábiles siguientes al recibo de este informe.